EL EFECTO HAWTHORNE EN LA GESTIÓN DEL TALENTO

En la actualidad es extendida la idea de que las personas que integran la empresa son el factor

En la actualidad es extendida la idea de que las personas que integran la empresa son el factor clave, esto es, conforman la auténtica ventaja competitiva que le permite alcanzar los retos y objetivos marcados, y por tanto, diferenciarse de sus competidoras/es. Por ello, poner en práctica medidas que favorezcan y aumenten su desempeño se convierte en algo crucial.

“Las investigaciones de Mayo dieron lugar a la conocida Escuela de las Relaciones Humanas”

Dentro de este contexto, en empleorecursos.es queremos reflexionar sobre la importancia que tiene para la gestión del talento en la empresa (recursos humanos) el denominado EFECTO HAWTHORNE, el cual, se definió en la década de los años 50 por parte de Henry A. Landsberger, a partir de los experimentos llevados a cabo por Elton Mayo 20 años antes en la planta de la empresa Western Electric Company, situada en la localidad que le dio nombre, próxima a Chicago.

“El equipo de Mayo buscaba conocer los factores que producían o favorecían el aumento de la productividad de las y los trabajadores”

El objetivo de los experimento de Mayo era aumentar la productividad de las y los trabajadores por medio de pequeños cambios en el ambiente externo de trabajo (modificación en los horarios de descanso, pasando de dos a seis paradas a cinco minutos, por ejemplo; cambio en la duración de la jornada laboral; aumentos o disminución de la temperatura en la zona de trabajo; utilización de diferentes intensidades en la iluminación del espacio de trabajo), y así determinar cuál de éstos tenían efectos positivos y negativos en su desempeño.

Los resultados obtenidos no fueron significativos, esto es, el nivel de productividad de las y los trabajadores era similar ante cualquier situación, llegando incluso a crecer en cada cambio introducido. Para conocer los motivos reales, los investigadores entrevistaron a las/os trabajadoras/es, siendo la clave de todo el hecho de que las personas participantes sabían que les estaban evaluando, por lo que su nivel de desempeño era mayor al sentirse observadas, y por tanto, valoradas.

“La principal aportación del Efecto Hawthorne es poner a las personas en el centro de la empresa”

Las aportaciones del EFECTO HAWTHORNE para la gestión del talento en la empresa son evidentes, ya que conocer las necesidades de las y los colaboradores (por medio de reuniones One to One, encuestas de Clima Laboral, análisis de la rotación laboral, etc.) a la vez que poner en marcha medidas que aumenten su motivación laboral y Employer Experience, junto con elementos de salario emocional, etc. desembocará en un aumento considerable de su desempeño laboral, y por consiguiente, un crecimiento de la empresa (de ahí la importancia, entre otros factores, de que la estrategia de la empresa esté alineada con de gestión del talento), por lo que el proceso de comunicación se convierte en esencial.

Además, una de las muchas pruebas que contenían los experimentos incluidos en el EFECTO HAWTHORNE era llevada a cabo en un grupo reducido de trabajadoras, el cual, aumentó de forma considerable su nivel de desempeño por el simple hecho de formar parte de la investigación, dando lugar al concepto de reactividad psicológica, esto es, la tendencia involuntaria que tenemos las personas a modificar nuestro comportamiento cuando nos creemos observadas.

La aplicación práctica de las conclusiones del EFECTO HAWTHORNE en la empresa es muy útil para la gestión del talento, ya que podemos aplicar la reactividad psicológica mediante el seguimiento constante del comportamiento de las y los colaboradores en una determinada tarea siempre y cuando ésta no sea muy compleja. Además, se puede afirmar que existen aplicaciones prácticas en el día a día de trabajo que tienen resultados positivos, como son:

  • Introducir situaciones novedosas que acaben con la rutina (donde el nivel de atención y superación profesional disminuye), por lo que se hace necesario introducir elementos que motiven a las y los trabajadores a dar lo mejor sí de manera constante.
  • Generar pequeños cambios en las condiciones laborales (beneficios sociales, incentivos, etc.). En este caso, hay que tener en cuenta el efecto rechazo que tiene lugar cuando se introducen cambios drásticos.
  • Las creencias de las y los colaboradores de los beneficios que la situación nueva tienen para ellas/os mismas/os (aumento de su marca profesional, por ejemplo)
  • El conocimiento de saberse observada/o hace que nos comportemos de una manera diferente a cómo lo hacemos cuando estamos solas/os.
  • Eliminación del aburrimiento en el puesto de trabajo por medio de la propuesta de constantes objetivos a conseguir a las y los trabajadores por medio de Perfomances que hagan que le apasione su trabajo.

En resumen, EFECTO HAWTHORNE tiene una enorme utilidad en los procesos de liderazgo de equipos de trabajo, a la vez que demuestra que el desempeño de las y los trabajadores posee una relación directa con el entorno donde se desarrolla el trabajo (de ahí la importancia de medidas tales como los beneficios sociales o conciliación laboral) y es fundamental tener en cuenta las relaciones informales que se establecen dentro del grupo de trabajo (de ahí la importancia de las sesiones de Team Building o fuera de la oficina).

Pin It

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Manuel Ángel Romero Pozuelo .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Manuel Ángel Romero Pozuelo.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.