434H

GESTIÓN DE CONFLICTOS EN EL TRABAJO

En toda empresa, como entorno social en el que confluyen personas o grupos con personalidades e intereses diversos

En toda empresa, como entorno social en el que confluyen personas o grupos con personalidades e intereses diversos es algo normal la aparición de conflictos entre ellas (independientemente de su gravedad), por lo que desde empleorecuros.es podemos afirmar que los conflictos son inherentes a la actividad de la empresa.

“En el entorno de trabajo la aparición de conflictos entre las personas es algo normal”

A partir de lo anterior, se deduce que en el ámbito laboral, se presentan todas las circunstancias que posibilitan la aparición de conflictos, por lo que no solo la dirección de la empresa tiene que ser consciente de ello, sino que también todas las partes que intervienen en la misma, esto es las y los trabajadores deben detectar estas situaciones para intentar solucionarlas, esto es, en empleorecursos.es somos de la opinión que si esta situación negativa perdura en el tiempo, todas las partes de la empresa, incluida ella misma, se verá afectada (dando lugar, cuanto menos, a un mal clima laboral de la empresa que le impedirá conseguir sus objetivos).

“El conflicto en sí mismo no es negativo, lo es cuando se vuelve permanente en el tiempo”

A modo general, el conflicto tiene lugar por diferencias entre dos o más partes respecto a intereses, actitudes u opiniones acerca de un tema o situación determinada. Sin embargo, en empleorecursos.es entendemos que el conflicto por sí mismo no es negativo, ya que estas situaciones de discrepancias son muy comunes en el día de día de trabajo. Sin embargo, el conflicto cuando no es algo puntual, sino que se vuelve permanente, genera un estado de tensión y estrés que en la mayoría de ocasiones produce efectos adversos.

“En el entorno laboral son muchas y variadas las situaciones que pueden dar a conflictos”

En cuanto a las causas que dan lugar a conflictos en el trabajo son muy variadas, tanto como personas conforman la empresa. Aun así, desde nuestra experiencia en el ámbito de los recursos humanos (gestión de personas) en empleorecursos.es podemos afirmar que el origen de muchas situaciones de desencuentros tienen lugar en choques de personalidades entre las y los trabajadores, falta de cooperación, problemas por la autoridad y el poder, frustraciones, agravios comparativos, etc.

“Un nivel tolerable de conflicto genera conductas que favorecen el crecimiento de la empresa”

Sin embargo, tal y como se ha comentado, el conflicto no siempre es negativo, hasta el punto de ser utilizado por algunas empresas (en su nivel más bajo o tolerable) como elemento de motivación entre las y los empleados, con objeto de incrementar la competitividad y generar un mayor rendimiento y mejores resultados laborales, fomentar la creatividad, etc., hasta el punto de considerar que entornos en los que el conflicto sea muy escaso, dificultan el crecimiento de los equipos de trabajo, y por consiguiente, de la empresa. A pesar de esta visión del conflicto, no se puede perder de vista que cuando éstos surgen y no se afrontan, genera dinámicas negativas que a la larga, afectan al clima laboral y desarrollo de la empresa.

“El proceso de resolución de conflictos tiene que ser planificado”

Por ello, desde empleorecursos.es somos partidarios de gestionar el conflicto desde sus primeras fases de aparición, creando y desarrollando un plan de actuación que comprenda un primer análisis objetivo de las causas que lo han generado, para posteriormente definir qué se pretende conseguir con el proceso de mediación a la vez que se buscan alternativas válidas y asumibles por todas las partes implicadas.

“En ocasiones es conveniente que intervenga en su resolución una persona mediadora”

Por último, la persona encargada de mediar en el conflicto, debe contar con una actitud positiva, neutral y abierta, así como aplicar tanto la escucha activa como la empatía, para conocer las opiniones libres de cada una de las partes, aceptando las posibles críticas que se puedan realizar siempre desde un punto de vista constructivo y sin consentir faltas de respeto, a la vez que mostrar una postura firme posibles desvíos del objetivo principal del proceso, que no es otro, que resolver la situación conflictiva de la mejor forma posible para todas las partes.

Como siempre, para conocer más sobre Derecho Laboral, Orientación para la búsqueda de empleo, Marca Personal, Coaching, ofertas de empleo, etc., te invitamos a visitar nuestra Web.

Pin It

Deja un comentario